Salud y Bienestar >

Dedícate tiempo

Los cuidados que necesitas hoy

/ Fotografías:

Durante el verano estuvimos expuestas a largas jornadas de sol, al cloro de las piscinas y a la sal de mar y, además, descuidamos un poco nuestra alimentación, por lo que ahora es momento de invertir tiempo en dedicarnos a nuestro cuerpo, en concentrarnos en recuperar la belleza y salud del rostro, y cabello.

Pelo: Si bien cuidar el cabello es una práctica que debemos hacer durante todo el año. Hoy es buen momento para devolverle la vitalidad, sedosidad y recuperar su color -si lo tienes teñido-, conseguir que vuelva a brillar y que al tacto sea suave.

1. Es ideal partir por cortar un poco las puntas para deshacerse de la parte más seca y partida de nuestro pelo.

2. Luego, escoger los productos adecuados, será de gran ayuda. Shampoos, acondicionadores y cremas hidratantes serán clave a la hora de recuperar el brillo y la nutrición capilar. Dos veces a la semana, sustituye el acondicionador por una mascarilla reparadora.

3. Si esos productos no son suficientes para devolverle la belleza que tenía tu pelo, puedes recurrir al uso de un sérum, concentrados que pueden aplicarse sobre el cabello seco o mojado y su función consiste en llenarlo de brillo, belleza y especialmente, mucha suavidad.

4. Otro dato es prescindir del secador y la plancha durante un tiempo. De este modo, el pelo tendrá tiempo de “descansar” y de recuperarse de los excesos del verano.

5. Un truco casero y sencillo para que tu pelo brille más, es finalizar el lavado enjuagando con agua fría.

6. Por último, no olvides cuidar tu alimentación, ya que una dieta variada y equilibrada es fundamental para que tu pelo muestre un aspecto sano.

 

 

Piel: Nuestra piel sufre agresiones constantes provocadas por la radiación solar, las altas temperaturas, la falta de hidratación y las largas exposiciones al sol del verano. Por eso ahora, es el momento perfecto para tratarla, cuidarla y devolverle la luminosidad y la frescura que ha perdido.

1. El primer paso es hacer una suave exfoliación para eliminar las células muertas y preparar la piel para ser hidratada.

2. El aloe vera es una de las plantas que más propiedades y beneficios puede aportar a nuestra piel. Contribuye a la regeneración e hidratación de la dermis, limpiando los poros, permitiendo una limpieza en profundidad. Además, es un potente after sun natural, con efectos calmantes y regeneradores perfectos para aliviar las irritaciones producidas por el sol, estimular la regeneración celular y ayudar a conservar el bronceado de nuestra piel.

3. El uso de mascarillas es un buen aliado a la hora de recuperar la piel de tu rostro para que vuelva a lucir tersa e hidratada. Puedes incluso usar ingredientes naturales como la palta, avena, miel, huevo, pepino, etc. Es posible aplicar la mascarilla en toda la cara, o seguir la tendencia del multimasking.

4. Si bien ya no estaremos expuestas en forma directa al sol, no debemos olvidar lo necesario y fundamental que es aplicar protección solar durante todo el año.

5. Como un bonus track a los cuidados externos, está el agua, ya que la hidratación que le aportamos a la piel no solo debe provenir del uso de los productos cosméticos. Es vital ingerir agua, pues sin duda hidrata en mayor profundidad, complementado con el efecto superficial que generan las máscaras y cremas que aplicamos.

Scroll Up