Reportajes >

MEDICINA VETERINARIA EN UVM

Comprometidos con la formación profesional y social de sus estudiantes

/ Fotografías:

La carrera se crea el año 2002 en la Universidad de Viña del Mar, lo que la convierte en la primera escuela de Medicina Veterinaria en la región. Actualmente tienen alrededor de 400 titulados y más o menos la misma cantidad de alumnos cursando sus estudios, con un staff de 15 profesores que potencian el compromiso social y el bienestar animal que los caracteriza.

 

 

Ya son 17 años desde que comenzaron a formar profesionales del área y Carl Will, Director de la Escuela de Ciencias Veterinarias en Universidad Viña del Mar, ha sido partícipe desde el primer momento. “Nosotros como escuela buscamos tres áreas en la formación. En primer lugar, es en el área de la salud animal, que es lo propio de los médicos veterinarios donde trabajan con animales de compañía y animales mayores o de granja. En eso nos concentramos en un 65% del tiempo aproximadamente. Es lo que llamamos clínica de animales mayores y de animales de compañía. Otra área muy importante es la salud pública. Aquí el veterinario juega un papel muy importante en la prevención de enfermedades transmitidas por los animales, evitando que éstas se puedan traspasar hacia las personas, como las zoonosis (la rabia, es una de las más relevantes). Y una tercera, tiene relación con la gestión y asesoría de biosistemas de producción a nivel regional y país”, explicó.

Las actividades prácticas y asistenciales abarcan una parte importante del tiempo de los alumnos, que junto a los profesores realizan una gran labor social en la región con el Clinomóvil y con los convenios con las municipalidades donde asisten a pequeños campesinos a través del programa Prodesal. “El Clinomóvil Veterinario es un servicio que presta asistencia veterinaria a animales mayores en la V Región. Es una iniciativa que proporciona un servicio de atención comunitaria, a través de un móvil con equipamiento como radiología digital, ecógrafo y videoendoscopía, además de ofrecer otros exámenes diagnósticos para asistencia veterinaria a animales mayores como equinos, bovinos y otros animales de producción de la región, permitiendo además que el alumnado pueda participar en procedimientos, así como brindar los servicios a otros colegas de la zona”, señaló Will.

Cuentan además con un Hospital Clínico Veterinario de primer nivel, equipado para abordar adecuadamente las exigencias quirúrgicas, clínicas y diagnósticas propias de la profesión. Este hospital posee un posicionamiento importante como centro de referencia regional basado en la docencia. “También tenemos un Laboratorio de Simulación Animal diseñado para que los estudiantes puedan enfrentarse a situaciones reales y así poner en práctica todos los conocimientos adquiridos en el aula, sin necesidad de practicar con animalitos vivos”, concluyó.

Scroll Up